Digital + se hace con la Champions, salvo el abierto del martes

Cámara de televisión en un partido de fútbol.mediaset.es

.

La Liga de Campeones vuelve a Digital +. La plataforma ofrecerá desde el verano de 2012, y por tres años, todo el campeonato excepto el partido en abierto de los martes. Digital + recupera el torneo, que Mediapro -ahora, en concurso de acreedores, y que tiene comprometidos 2.669 millones en derechos deportivos hasta 2015, y sólo avalados 118- explota desde la temporada pasada. El encuentro en abierto todavía no ha sido adjudicado por la UEFA.
Digital + adquiere también la Supercopa de la UEFA , que, como la Champions, ofrecerá  en alta definición y con posibilidad de disfrutarla en 3D.
Para adjudicarse los derechos, la UEFA exigía el depósito del dinero en efectivo o, en su caso, un aval bancario. Mediapro, rival de Digital + en esta puja, se encuentra inmersa en un concurso de acreedores, y, según revelan sus últimas cuentas depositadas en el Registro Mercantil, tiene compromisos de pago en derechos deportivos hasta 2015 por valor de 2.669 millones de euros, y de ellos los bancos sólo avalan 118. 
El auditor ya señalaba el pasado mes de julio la "incertidumbre" sobre la "capacidad de la sociedad para continuar su actividad".
Digital + podrá retransmitir todos los partidos gracias a su oferta multicanal ; a diferencia de Mediapro, que sólo cuenta con Gol TV para dar un encuentro en directo.
Y si la productora de Jaume Roures queda fuera de la explotación del pago de la Champions, su cadena participada, La Sexta, no concurre a la subasta del partido en abierto.
Sí lo hacen los principales operadores, que optan al partido en abierto de los martes.
TVE, que ha manifestado su interés por renovar los derechos que explota desde 2009, ha sido acusada de "encarecer artificialmente con dinero público" unos derechos que también interesan a las privadas. Éstas sostienen que la cadena estatal, junto a las autonómicas públicas, están ofreciendo "el doble de lo que valen" los partidos.
La nueva ley de financiación de RTVE establece la obligación de "limitar al 10% del presupuesto anual total de aprovisionamientos, compras y servicios exteriores la adquisición de derechos de emisión de los eventos deportivos oficiales" que sean de interés general.
En el ejercicio 2009, el último presentado por TVE en el Registro Mercantil, el total de esta partida supone cerca de 700 millones de euros, y, en consecuencia, el límite para comprar estos derechos estaría establecido en el entorno de los 70 millones.
Por otra parte, y en el artículo 3 de la citada ley, y entre los límites que se imponen a la radiotelevisión pública está el que le impide "sobrecotizar frente a competidores por derechos sobre contenidos de gran valor comercial".
La subasta por los derechos en abierto ya ha pasado a la segunda fase; por lo que, una vez abiertas las plicas de las cadenas que optan a la Champions, cualquier contraoferta de TVE supondría una sobrepuja respecto a sus competidores.