Las privadas denuncian la "inaceptable incertidumbre" regulatoria del sector

Uteca Antonio Fernández Galianomediaset.es

.

El presidente de la Unión de Televisiones Comerciales Asociadas (UTECA), Antonio Fernández Galiano, ha advertido de que la situación de "incertidumbre total" en la que mantiene el Gobierno al sector, tras la sentencia del Tribunal Supremo que anuló el actual reparto de canales de la TDT, "empieza a ser insostenible", y ha pedido al Ejecutivo que se pronuncie. Además, ha avisado de que "el modelo de financiación de la televisión pública probablemente quiebre". Durante la presentación del Análisis de la industria audiovisual y del mercado publicitario en España, realizado por la consultora Arthur D Little para UTECA, Fernández Galiano ha señalado que el sector está "instalado en la incertidumbre" de "una forma inaceptable" por la decisión del Ejecutivo de ejecutar la sentencia del Supremo y por otros motivos, como la posible vuelta de la publicidad a TVE.
"Es inaceptable que un sector que ha perdido el 50% de su financiación, la publicidad, que siente la amenaza de que no va a poder seguir con los canales que tenía, pero que ha hecho sus deberes desde el punto de vista de la gestión de una crisis muy dura, no pueda saber a qué atenerse respecto a cómo va a quedar el mercado de la publicidad, y si va a entrar o no va a entrar un operador tan importante como TVE", ha afirmado.
Sobre la sentencia del Supremo, ha indicado que es un fallo "confuso", y ha subrayado que la compañía que recurrió el reparto de la TDT no se había presentado al concurso para recibir ninguna de las licencias y su influencia en el sector es "marginal". Además, ha advertido de que la sentencia, que puede implicar el cierre de varios canales, no sólo afecta a las cadenas, sino también a la industria audiovisual y a los telespectadores.
Fernández Galiano ha recordado que las cadenas ya habían llegado a un acuerdo en agosto con el Gobierno, asumiendo "un sacrificio importante" por su parte, para facilitar la llegada de la tecnología de 4G, que implicaba que los operadores privados renunciaban a un múltiplex y suponía "un coste muy inferior para el Gobierno", para llevar a cabo el dividendo digital con menos gastos de los inicialmente previstos.
No obstante, este acuerdo se rompió tras la sentencia del Supremo, que "fue como un terremoto", según ha señalado Fernández Galiano, quien ha llamado la atención sobre el hecho de que algunas asociaciones de espectadores ya han indicado que "no es aceptable que los ciudadanos se queden sin la oferta que tenían".
Por todo ello, ha instado al Gobierno a sentarse con el sector para "buscar una solución distinta, que satisfaga a todos" y ha apuntado que "hay razones suficientes" para hacerlo. Además, ha apuntado que la "incertidumbre" generada por esta situación es "brutal para la imagen de España" en el exterior, ya que las cadenas colaboran con productoras externas, que también están afectadas por la situación. "No creo que sea positivo para nosotros, pero tampoco para nadie", ha dicho.
En cuanto a la posibilidad de una vuelta de la publicidad a TVE, ha advertido de que "el modelo de financiación de la televisión pública probablemente quiebre" si, finalmente, el Tribunal de Justicia de la UE declara que las tasas impuestas a las empresas de telecomunicaciones, para financiar la cadena, no son legales.
Así, Fernández Galiano ha apuntado que, en caso de que eso ocurra, la corporación podría verse obligada a devolver 900 millones de euros a las empresas de telecomunicaciones. "La situación no puede ser peor", ha señalado el presidente de UTECA, que se ha mostrado en contra de una vuelta de la publicidad a TVE.
De hecho, según el estudio presentado por UTECA, si TVE hubiera mantenido la publicidad, el sector habría acumulado pérdidas significativas desde 2011, viendo su viabilidad amenazada. La vuelta de la publicidad ahora supondría un impacto anual de 200 millones de euros para el resto de operadores entre 2013 y 2015.
El informe también resalta los elevados costes de RTVE, que ascienden a más de la mitad del total de los ingresos publicitarios en televisión en España en 2012, y destaca las diferencias de estructuras de la pública con las privadas. Así, los gastos de personal de RTVE representan el 36% de sus gastos, mientras que los las cadenas privadas oscilan en la horquilla entre el 10% y el 20%.
El estudio señala que el sector sostiene a más de 77.000 empleos directos e indirectos, y genera más de 5.500 millones de euros de manera directa y hasta un 1% del Producto Interior bruto (PIB) de manera directa e indirecta, como el impulso a producción. Asimismo, la consultora indica que la publicidad ha caído más de un 50% desde 2007, mientras que el sector soporta la carga de destinar el 13,3% de sus ingresos a financiar RTVE y a invertir en obra audiovisual, así como en sociedades de gestión colectiva de derechos.