Sara Carbonero aplaude la "fortaleza, la humildad y la nobleza" de Iker Casillas

Sara Carbonero e Iker Casillasmediaset.es

.

"Una de las mayores suertes de la vida es compartirla con alguien a quien admiras profundamente. Yo tengo esa suerte". Con esta declaración de amor a Iker Casillas, Sara Carbonero termina el post de su blog Cuando nadie me ve, en la web de la revista Elle, en el que escribe por primera vez tras el anuncio de que se toma una excedencia en Telecinco para acompañar al exportero del Real Madrid en su nueva etapa en Oporto.
"Una decisión", la de dejar aparcada temporalmente su profesión, "que tuve clara desde el primer minuto ya que nunca se me ha pasado otra cosa por la cabeza que no fuera estar junto a mi familia en estos momentos". Una decisión, por otro lado, que reconoce "complicada". "Los que me conocen de verdad saben que el periodismo es mi pasión y mi sueño desde niña", explica.
Para Mediaset -que "seguirá siendo mi casa"- solo tiene "palabras de cariño y agradecimiento". "Estoy segura de que pronto vamos a encontrar la manera de hacer algo bonito juntos de nuevo", aventura la hasta ahora presentadora de los deportes de Telecinco.
Carbonero avanza que sigue con Slow Love, "y... ¡tengo un nuevo proyecto en marcha que me apetece muchísimo!", del que promete informar en breve.
La periodista, tan discreta en su relación de pareja, rompe aquí con su costumbre para sumarse al aplaudo general hacia el padre de su hijo Martín, del que destaca que "ha vuelto a demostrar sus valores, su fortaleza, su saber estar, su generosidad, su humildad, su templanza, su nobleza...".
Cierra el post con una frase de Joseph Conrad: "Creí que era una aventura y en realidad era la vida".