Un 5% de los anuncios, descartados antes de su emisión

Publicidadmediaset.es

.

Autocontrol, el organismo de autorregulación encargado de controlar que la publicidad cumple con la legislación española, desaconsejó el año pasado la emisión de 342 anuncios de televisión y la modificación de otros 671 de un total de 6.339 spots analizados antes de que las televisiones los pusieran en antena, según ha informado la entidad.
El objetivo de este control previo, al que se someten voluntariamente las televisiones y los anunciantes, es facilitar "la detección preventiva y retirada de contenidos publicitarios que pudieran infringir lo dispuesto en la Ley de Televisión sin Fronteras", según ha explicado Autocontrol.
En el año 2012, un total de 6.339 anuncios de televisión pasaron por este filtro previo. De ellos, el 10,6% fue modificado y para el 5,4% se desaconsejó su emisión. Además, el organismo, que también atiende quejas de usuarios después de que los anuncios se emitan, resolvió 39 reclamaciones sobre anuncios emitidos.
Especial atención mereció la protección de los menores en la televisión, y en concreto la publicidad de juguetes, videojuegos y alimentos dirigidos a menores. En concreto, se realizaron 2.958 solicitudes de consulta previa sobre publicidad dirigida a niños en televisión durante el 2012. De éstas, en 2.500 casos no se apreció inconvenientes al contenido del anuncio, en 408 casos se recomendó modificaciones y en 50 casos se desaconsejó la emisión del anuncio.
Para Autocontrol, estas cifras "denotan la gran responsabilidad de la industria de la televisión en cuanto a la producción de contenidos adecuados para el público infantil".
A raíz de la entrada en vigor en diciembre de 2003 del convenio entre la Secretaría de Estado de Telecomunicaciones y para la Sociedad de la Información (SETSI), dependiente del Ministerio de Industria, Ciencia y Tecnología, las televisiones y Autocontrol se ha venido realizando un control exhaustivo de la actividad en publicidad televisiva en España.
Autocontrol ofrece un control a posteriori de toda la publicidad emitida, por medio del Jurado de la Publicidad, órgano extrajudicial de resolución de controversias, integrado en la RED ECC-NET (Red Europea de Centros de Consumidores) de la Comisión Europea y formado por expertos independientes (25% de los mismos son nombrados por el Instituto Nacional de Consumo). A este órgano pueden dirigir sus quejas de forma gratuita consumidores, sus asociaciones y la Administración, y tiene un plazo medio de 14 días en primera instancia.
La entidad ha resuelto 154 reclamaciones publicitarias en 2012 y un total de 2.673 reclamaciones desde su creación en 1996. De estas reclamaciones, 39 han sido sobre anuncios difundidos en televisión, haciendo un total de 842 casos atendidos en la materia desde 1996.