Los andalucistas denuncian a 'Cuéntame' por no ser un relato histórico

.

TVE ha tenido que recordar que Cuéntame cómo pasó es ficción, "y en ningún caso pretende ser un relato histórico". Aún así, ha pedido disculpas a los andaluces que se hayan ofendido por el contenido del último episodio de la serie emitido por La 1. El Partido Andalucista, por boca de su secretaria general, Pilar González, ha llegado a pedir la dimisión del director de TVE, Santiago González, por lo que considera "manipulación intencionada" del "verdadero papel del andalucismo" durante la Transición en ese capítulo.
González se ha pronunciado de este modo tras protagonizar junto al cabeza de lista del PA al Congreso por Sevilla, Fernando Álvarez-Ossorio, una parodia de la serie caracterizados con indumentaria y atrezzo de la época en un set de rodaje que recreaba una sede del histórico Partido Socialista de Andalucía (PSA), instalado en la Plaza de Nueva de Sevilla.
En la parodia, González y Álvarez-Ossorio interpretan a líderes del PSA en la escena en la que Antonio Alcántara se acercaba a la sede del partido para vender banderas andaluzas, para escenificar "el verdadero papel del andalucismo preautonómico" y poner de manifiesto que "las banderas no se compraron en Madrid, sino que fueron hechas por militantes andalucistas, que el PSA era y es un partido de izquierdas y que sólo defendió una única autonomía para Andalucía, siendo la Unión del Centro Democrático (UCD) quien planteó dos posibles autonomías para nuestra comunidad".
González ha asegurado que si esa "payasada" no se hubiera emitido durante la campaña electoral "podría sospechar" que es una "metedura de pata", pero como no ha sido así "tiene la certeza de que hay una intención detrás".
Entre los errores cometidos en el último capítulo de Cuéntame ha citado que en 1980 no existía la Junta de Andalucía, "ni los andalucistas de entonces tenían olivares, ni palacetes, ni eran terratenientes" y en "ningún caso defendimos una doble autonomía, sino una autonomía de primera en las mismas condiciones que el resto", por lo que, a su juicio, "se sesga intencionadamente la historia de Andalucía".
Además añade que el entonces PSA, ahora PA, fue "el depositario y la locomotora de la autonomía andaluza", y ha recordado que "en esos años el dirigente del PSOE Alfonso Guerra hablaba del carnaval de las autonomías, a Alianza Popular sólo le interesaba la bandera española y UCD no tenía nada claro el proceso autonómico contemplando incluso un proyecto de dos autonomías y dos banderas para la Andalucía oriental y la occidental".
Por todo ello, la líder del PA ha subrayado que, entendiendo que lo emitido por TVE es una serie de ficción, "no se puede tolerar hablar de la historia de Andalucía desde el desconocimiento", por lo que "exige la dimisión del director general del ente público" y  ha enviado una carta de "protesta" tanto al Consejo de Administración como a los guionistas y productores de la serie.
Por su parte, Álvarez-Ossorio ha declarado que "quizá porque los andalucistas no tienen la representación en el Congreso" la serie Cuéntame "reflejó el tópico más típico, burlando la historia y falseando datos, hechos y personas y la ira y la rabia de un pueblo que supo pasar a la historia saltándose a la torera un artículo 151 de la Constitución que todo el mundo sabía que era imposible".
A su juicio, esto demuestra que es necesario que los andaluces den su voto al PA "frente al nacionalismo insolidario del norte" y para que "seamos los propios andaluces quienes alcemos la voz y le digamos a los nacionalistas, que frente a sus problemas imaginarios aquí hay problemas reales".