Los vecinos de Mirador de Montepinar se someten a la prueba del polígrafo, en ‘La que se avecina’

'La que se avecina' 156
  • También en este capítulo, Maite contrata a un chico de compañía (personaje que interpreta Miguel de Miguel) para tratar de paliar su soledad.

Tras salir de la cárcel, Menchu regresa a Mirador de Montepinar dispuesta a descubrir quién le tendió la trampa que provocó su detención y posterior ingreso en prisión. Como en la junta de vecinos no logra obtener esa información, decide interrogarles por separado utilizando un polígrafo para comprobar la veracidad de sus respuestas, en el capítulo de ‘La que se avecina’ que Telecinco emitirá este miércoles, a las 22:30 horas

Además, en el episodio titulado ‘Una maldición gitana, un salami para las mamis y el retorno de la tanqueta’, Maite se siente tremendamente sola y Nines le recomienda contratar a un chico de compañía. Sus amigas le recuerdan que Judith ya requirió en su momento los servicios de Adrián, personaje que interpreta el actor malagueño Miguel de Miguel. Adrián acudirá a Mirador de Montepinar para satisfacer los apasionados deseos de la Cuqui.

Por otra parte, Antonio Recio, celoso de la estrecha amistad de Enrique y Bruno, emprende la búsqueda de un grupo de okupas para que se instalen en el piso vacío del pianista y causarle, además, un serio problema con los residentes de Mirador de Montepinar.

Entretranto, Amador se ve obligado a acudir al colegio cuando le informan de que Ojos de pollo ha pegado a un niño. Durante la reunión en el centro escolar, el Cuqui acaba manteniendo un affaire con la madre de otro alumno. A partir de entonces, Amador despertará el interés de varias madres, una situación que no acabará bien. Mientras, Fermín, preocupado por el abatimiento de Lola tras la desaparición de Javi, busca la manera de que su hija rehaga su vida concertándole citas a través de una página web. Berta, por su parte, contrata a Rosana para que le dé clases de sexo.