Cocinitas a la hora de la telenovela

Protagonistas de 'One Life to Live'.mediaset.es

.

Dos históricas telenovelas pasarán a mejor vida. ABC ha anunciado que cancelará las longevas series Todos mis hijos y One Life to Live, dos mitos de la televisión estadounidense, que llevan más de cuarenta años en el aire.
Sendos episodios finales serán transmitidos en septiembre de 2011 y enero de 2012, respectivamente, dijo ABC en un comunicado.
Hospital General, el segundo programa más popular de la programación diurna, permanecerá en el aire , añadió el canal.
La cadena señaló que los dos dramas serán reemplazados por una programación centrada en "transformación, alimentos y estilos de vida" y añadió que una investigación de mercado mostró que esos eran los temas que más interesan a los espectadores.
Estos nuevos programas serán . Chew, que se centra en la comida "desde todos los ángulos" y The Revolution, sobre transformaciones personales encabezado por el especialista en moda Tim Gunn
Y los datos están ahí y evidencian que la audiencia de las dos telenovelas cayó en los últimos años.
Por ejemplo,, desde los 3,2 millones en 2006, dijo ABC. Todos mis hijos, que comenzó en 1970, actualmente tiene unos 2,4 millones de espectadores
"Los espectadores están buscando diferentes tipos de programación actualmente", dijo Brian Frons, presidente de programación diurna de ABC, y añadió que querían "programas informativos, auténticos y divertidos con los que se puedan relacionar, ofrezcan una amplia variedad de opiniones y se centren en temas de la vida real".
Frons también aseguró que los dos programas terminarán "de una manera que respete sus legados y las grandes esperanzas de muchos espectadores".
One Life to Live , ambientada en el ficticio pueblo de Llanview, comenzó a transmitirse en 1968, y Todos mis hijos lleva desde 1970 .
Ambas telenovelas han ganado múltiples galardones, incluyendo premios Emmy, y año a año han ido también acumulando elogios por abordar temas delicados y poco usuales en televisión como el alcoholismo, el sida y el analfabetismo.
"Ha sido una fantástica aventura", dijo la actriz Susan Lucci, de 64 años, quien interpreta a Erica Kane en Todos mis hijos.
Expertos en cultura popular atribuyen la desaparición de las telenovelas a los cambios sociales, como las mujeres trabajadoras, el drama de algunos reality shows y que es más barato realizar programas de juegos o de entrevistas.
En 1991, unos 6,5 millones de personas en promedio veían regularmente novelas, comparado con los 1,3 millones del año pasado, según cifras de Nielsen.
Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.