'Dexter', ejemplo para asesinar a un hermano

.

Inspirado por Dexter, la serie que tiene como protagonista a un forense que se dedica a matar asesinos en sus ratos libres, Andrew Conley mató a su hermano de 10 años a finales del año pasado.
Ahora, una vez que ha cumplido la mayoría de edad, se enfrenta a una pena de 65 años de cárcel.
"Fue como cuando te quieres comer una hamburguesa". Con esta lapidaria frase explicó Conley ante el tribunal el deseo irrefrenable que le llevó a acabar con la vida de su hermano.
Para hacerlo se miró en el espejo de Dexter, el psicopata de la televisión que interpreta Michael C. Hall. Poniendo en práctica las macabras enseñanzas de su serie favorita, el joven estranguló a su hermano hasta la muerte -sin que mediara provocación por parte del pequeño- y metió su cabeza en una bolsa de plástico "para que la sangre no se esparciera por todas partes", según ha declarado el propio Andrew sin mostrar ningún gesto de arrepentimiento ni pesar por lo ocurrido.
Aquella noche, con la misma frialdad de la que ha hecho gala estos días durante el juico celebrado en Ohio, y seguro de que su trabajo era perfecto, se marchó a casa de la que entonces era su novia que, según ha declarado, le encontró "especialmente contento".
Con la confesión encima de la mesa, la defensa se aferra a un trastorno mental para intentar evitar la cárcel.
De ser declarado culpable, Andrew Conley se enfrenta a una pena que sería mínimo de 45 años de prisión y máximo de 65 años de cárcel.
La tremenda polémica desatada sobre este morboso caso coincide con el . inminente extreno de la quinta temporada de Dexter, que arranca el 26 de septiembre en Estados Unidos