Glenn Close, contra Madoff

.

La gigantesca estafa orquestada por el ex financiero Bernard Madoff ha inspirado la trama de la tercera temporada de la serie televisiva Daños y perjuicios, protagonizada por Glenn Close y que hoy estrena en Estados Unidos el canal de pago FX (en España la emite Canal+).
Los creadores del exitoso drama legal en el que Close interpreta desde 2007 a Patty Hewes, una de las abogadas más respetadas y temidas de Nueva York, han encontrado en el esquema Ponzi con el Madoff estafó miles de millones de dólares el punto de partida idóneo para los nuevos capítulos de la serie.
Hewes ejerce así el papel que el abogado Irving Picard tiene en el caso Madoff y, como él, tendrá el deber en la nueva temporada de seguir la pista del dinero estafado y asegurarse de que Tobin no ha escondido una parte para asegurar el bienestar de su familia.
La conocida abogada tendrá que lidiar así con las cuentas de los Tobin, así como con algunos de los miembros más importantes de la familia, como Marilyn (Lily Tomlin), la elegante esposa del financiero, y Joe (Campbell Scott), el hijo de ambos, que se ve obligado a colaborar con la Justicia.
La historia empieza en la tradicional cena de Acción de Gracias, cuando el patriarca de los Tobin reconoce sus delitos ante su familia y luego ésta -como ocurrió en la vida real en el caso de los Madoff- decide acudir a las autoridades para entregar al estafador, lo que hará público un fraude que los llevará a tener que entregar sus preciados bienes.
Los seguidores de Daños y perjuicios verán cómo Hewes trabaja, en esta ocasión a las ordenes del FBI, para recuperar la mayor parte de los 70.000 millones de dólares que el multimillonario Louis Tobin (Len Cariou) ha estafado durante décadas a los clientes de su firma de inversiones.
Frente a Hewes, se encontrará el abogado de la familia, Leonard Winstone (Martin Short), quien se esforzará por convencer a la protagonista de que su defendido no dispone de mayores bienes y de que ni su esposa ni su hijo sabían de las actividades delictivas con las que Tobin financió una vida de lujos durante años.
Por el momento, se desconoce si Tobin se enfrentará a una condena como la que cumple Madoff en la actualidad -150 años de cárcel-, ni cuál será el desenlace para Hewes en esta nueva trama, que durará toda la temporada y en la que no faltarán las amenazas ni los complejos chantajes psicológicos que caracterizan a sus personajes.
La serie, que mantendrá sus ya habituales saltos temporales, mostrará de nuevo las difíciles relaciones personales entre Hewes y Ellen Parsons (Rose Byrne), quien ahora trabaja para la Fiscalía de Manhattan, así como con otros personajes como su socio Tom Shayes (Tate Donovan).
Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.