Indemnizan a Xuxa con 1,6 millones de euros por rescatar su pasado al desnudo

.

Una red brasileña de televisión fue condenada a pagar una indemnización de 1,6 millones de euros a María da Graça Meneghel "Xuxa" por haber exhibido en 2008 fotografías tomadas hace 25 años en las que la presentadora y modelo aparece desnuda.
La condena por daños morales y materiales contra la red Bandeirantes , una de las mayores de Brasil, fue confirmada anoche en tercera instancia por el Superior Tribunal de Justicia (STJ), informó hoy la Corte en su página en internet. Las fotografías fueron publicadas por una revista para público masculino años antes de que Xuxa, actualmente de 44 años, alcanzara fama en varios países iberoamericanos como presentadora de programas infantiles de televisión, cantante y propietaria de marcas de decenas de productos para el público infantil.
Bandeirantes las exhibió en un programa de farándula en marzo de 2008 sin autorización de la revista propietaria de las fotografías ni de la modelo, que comenzó a destacar en los medios de comunicación como novia del famoso ex futbolista Pelé y del fallecido tricampeón mundial de Fórmula 1 Ayrton Senna.
La decisión del magistrado Sidney Beneti, del Superior Tribunal de Justicia, confirma una de junio pasado del Tribunal de Justicia de Río de Janeiro. El juez de primera instancia que impuso la condena dijo haber tenido en cuenta la indignación manifestada por la presentadora ante la exhibición de unas fotografías antiguas en un horario en que su público infantil aún está frente la televisión.
"Posé para esas fotos a los 18 años, al comienzo de mi carrera. Apenas me convertí en presentadora a los 20 años. Si pudiese volver atrás, no lo haría por ninguna cantidad de dinero", alegó Xuxa al presentar su queja ante el juzgado 48 civil de Río de Janeiro hace un año.
"De cualquier forma hice un trabajo para una revista de adultos en la época y no para ser exhibido por la televisión ahora", alegó la presentadora. "El programa fue exhibido por la tarde, en un horario en que los niños asisten televisión. Me aterró imaginarme lo que eso pudo provocar en la cabeza de esos niños o de sus madres que compraron mis discos y vídeos", agregó.
En el proceso, Bandeirantes alegó que su intención era mostrar revistas antiguas y raras que actualmente tiene gran valor en el mercado, entre las cuales la que publicó los desnudos de Xuxa. El magistrado concluyó que era procedente la indemnización por daños morales y materiales, al considerar que la presentadora no puede ser rehén de la exposición pública de las fotografías durante toda la vida.
Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.