Los Oscar más vistos del lustro

Alec Baldwin y Steve Martin, presentadores de los Oscar 2010.mediaset.es

.

Con 41,3 millones de espectadores, la gala de los Oscar 2010 se convirtió en la más vista de los últimos cinco años en Estados Unidos.
El intento de atraer a unos espectadores más jóvenes de lo habitual subiendo al escenario a estrellas de Disney y de la saga Crepúsculo pudo surtir su efecto, y pesó más que la falta de ritmo y la excesiva duración (tres horas y 40 minutos) que han criticado los medios.
Los registros de Nielsen confirman que la entrega de los premios del cine tocó fondo en 2008, cuando la vieron 32 millones de personas.
El principal fallo de la ceremonia retransmitida por ABC vino por la omisión de Farrah Fawcett , actriz protagonista de la serie de televisión Los Ángeles de Charlie y símbolo sexual de Hollywood en los años 70, en el tradicional vídeo en recuerdo de los artistas fallecidos el año anterior, un error resaltado también por la prensa.
The Hollywood Reporter calificó la gala como la del "botox" por incluir "muchas pequeñas inyecciones que le dieron a los premios un brillo juvenil" a pesar de su convencionalismo.
En opinión de los críticos estadounidenses, lo más emotivo de una gala carente de gritos y lágrimas fueron las palabras de Sandra Bullock cuando recogió su Oscar de Mejor actriz por Alocada obsesión, justo un día después de ser nombrada la peor actriz del año en los Razzies por All About Steve.
Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.