RTVE reclama 50 millones a Hacienda para cuadrar sus cuentas

.

El Consejo de Administración de RTVE ha aprobado un documento que remitirá a la Comisión del Mercado de las Telecomunicaciones (CMT) y al Ministerio de Economía pidiéndoles que cumplan la Ley de Financiación de la corporación. El primero, encargándose de que las telecos y televisiones desembolsen la nueva tasa para financiar TVE, y el segundo, haciéndose cargo de pagar lo que estas compañías dejen de ingresar.
En una reunión celebrada este miércoles, el consejo ha acordado enviar el documento tanto a la CMT como al Gobierno "haciéndoles llegar que tiene que cumplirse la ley", ya que lo que ha ingresado hasta ahora RTVE en virtud de las nuevas tasas, que sustituyeron a partir de 2010 a la publicidad como fuente de financiación de TVE, no es suficiente para cubrir los gastos que ha tenido la cadena pública en el último ejercicio.
Así, hasta el momento la corporación ha ingresado 63,5 millones de euros menos de lo que estaba previsto con las nuevas tasas para 2010. Ha reducido los gastos  en alrededor de 15 millones de euros, con lo que el saldo final de las cuentas actualmente arroja un saldo negativo de alrededor de 48 millones de euros.
A los menores ingresos de los previstos por las nuevas tasas, se une una menor recaudación del importe de la tasa del dominio público radioeléctrico respecto a lo presupuestada y una resolución de la CMT, en la que el órgano regulador eximía de pagar las nuevas tasas a los operadores que acrediten que el 75% de sus ingresos brutos de explotación proceden de clientes domiciliados en una única comunidad autónoma, que también ha mermado los ingresos previstos por RTVE.
Por ello, en el documento que RTVE va a enviar a la CMT recuerda al órgano regulador que, de acuerdo con la Ley de Financiación de RTVE aprobada en 2009 es el responsable de recaudar de las empresas de telecomunicaciones y las televisiones las tasas que tienen que pagar para financiar a TVE (0,9% de sus ingresos en caso de las telecos, 0,3%, las cadenas privadas; y 1,5%, los canales de pago).
"La ley es muy clara: para garantizar a TVE unos ingresos de 1.200 millones de euros al año, "entoncestendría que ser el Estado el que pusiera el dinero", señalan fuentes del consejo. las telecos tienen que pagar lo que diga la ley, en el caso de que esto no se suficiente"
En este sentido, el consejo de administración de la corporación va a remitir un documento al Ministerio de Economía y Hacienda recordándole que, en virtud de la Ley de Financiación, cuando los ingresos por estos nuevas tasas no lleguen a los 1.200 millones de euros asegurados por ley, "se completará el presupuesto previsto con fondos provenientes de los Presupuestos Generales del Estado".
Las mismas fuentes han asegurado que si RTVE hubiera recibido los ingresos previstos con las nuevas tasas, teniendo en cuenta las medidas de ahorro tomadas, se hubiera "superado con creces" los 1.200 millones de euros de ingresos, y como la Ley dice que a partir de esa cifra la corporación debe devolver el dinero al Estado, habría devuelto alrededor de 15 millones de euros.
En este sentido, fuentes del consejo de administración han subrayado que no es que RTVE se haya "pasado de gasto", ya que incluso se ha gastado "menos de lo presupuestado", sino que son las empresas las que han dejado de ingresar, hasta el momento porque las cuentas de 2010 aún no están cerradas, lo que debían.
Por otro lado, el presidente de RTVE, Alberto Oliart, ha propuesto al consejo de administración renunciar a los derechos del Mundial de Motociclismo para 2011, lo que liberaría en torno a unos 20 millones de euros, pero finalmente ha retirado la propuesta tras manifestar la mayoría de los consejeros su oposición a la medida. Desde el año que viene, las motos correrán en Telecinco.
Por otro lado, la Comisión Europea llevará el próximo lunes ante el Tribunal de Justicia de Luxemburgo (TUE) la tasa que España ha impuesto a los operadores de telecomunicaciones para financiar Televisión Española, según fuentes conocedoras del expediente.
Bruselas considera que esta tasa es incompatible con las normas de la UE en materia de telecomunicaciones. Se estima que iba a generar unos ingresos de aproximadamente 230 millones de euros en 2010.
El ministro de Presidencia, Ramón Jáuregui, se reunió el pasado 1 de febrero con la comisaria de Telecomunicaciones, Neelie Kroes, para defender la legalidad de la tasa y le ofreció introducir "algunas precisiones técnicas" con el fin de evitar una denuncia ante el TUE.
Jáuregui alegó que el nuevo sistema de financiación de TVE "no violenta los Tratados ni las directivas" y que el Gobierno quiere "sostenerlo". Pero sus argumentos no han convencido a Kroes, que ha decidido denunciar el caso ante el Tribunal.
El Ejecutivo comunitario archivó el pasado 20 de julio una segunda investigación que había lanzado contra el nuevo modelo de financiación de RTVE tras concluir que éste respeta la normativa comunitaria sobre ayudas públicas porque garantiza que la televisión pública "no recibirá una compensación excesiva por prestar servicios públicos de radiodifusión". El cierre del caso ha sido recurrido ante el TUE por una televisión privada, según Jáuregui.