Rebajas por la crisis en la Super Bowl

Un jugador celebra la victoria.mediaset.es

.

Las grandes empresas consideran que la inversión publicitaria está más que justificada teniendo en cuenta el interés previo y durante el partido que generan los anuncios.
El interés es tal que en páginas de internet como Sportbowl.com se cruzan las apuestas sobre qué anuncio será el más vistoso.
El Gobierno de EEUU, como ya hiciera hace diez años, llamará a los ciudadanos a inscribirse en el censo en medio minuto de espacio publicitario. No podía haber elegido un escenario mejor con una audiencia que se estima sobrepasará los 100 millones de espectadores.
Aunque por segunda vez en la historia el precio de los anuncios ha descendido con respecto a la edición anterior -en 2009 alcanzaron los tres millones de dólares (2.190.820 euros)  por 30 segundos- las cifras que se manejan están todavía al alcance de sólo unos pocos.
El coste de emisión por anuncio para la 44ª edición del Super Bowl, que enfrentará el domingo en Miami a los equipos Saints de Nueva Orleans y Colts de Indianápolis, oscila entre los 1,8 y los 2 millones de euros por cada uno.
Ya se conocen con anticipación y a grandes rasgos las líneas de los anuncios que se esperan acaparen la mayor atención, aunque por de pronto una de las mayores novedades del Superbowl XLIV es la ausencia, tras 23 ediciones consecutivas, de la marca Pepsi.
Doritos ha decidido ceder el protagonismo a sus seguidores y les ha propuesto a través de las redes sociales de internet que presentasen sus propias campañas para elegir entre ellas a seis finalistas.
El premio para el autor puede ser doble ya que si coloca su anuncio entre los tres primeros del ránking anual que elabora el diario USA Today recibirá cinco millones de dólares.