La fórmula 1 no remonta en China

Rosbergmediaset.es

.

De la misma manera que Fernando Alonso no consiguió remontar desde la novena posición desde la que salió en el circuito de Shangai, tampoco se recupera la audiencia de la fórmula 1 en televisión. Con 2.428.000 aficionados y un 46% de cuota de pantalla, el primer GP de China emitido por Antena 3 perdió un 10% de espectadores respecto a la misma prueba del año pasado en La Sexta (2.701.000, 50,3%).
El share registrado ayer es el más bajo desde 2004, y el número de seguidores, el peor desde 2006, cuando arrancó una hora antes.
Tampoco mejora el resultado si se agrega la cuota de las cadenas autonómicas que ofrecen simultáneamente la fórmula 1, un 52,2% frente al 58,5% del año pasado.
Se confirma así -y se agrava- el pinchazo de audiencia en el arranque de temporada del Mundial de Automovilismo.
El campeonato empezó el 18 de marzo en Australia como el menos seguido desde 2006 (1.170.000 aficionados) y un 55% de cuota, casi cuatro puntos menos que en 2011.
La siguiente prueba, que Fernando Alonso ganó en Malaisia, fue seguida por 2.901.000 personas, un 43,7%. Fueron 60.000 y 1,5 puntos menos que un año antes en La Sexta.
En el prime time, el regreso de Andreu Buenafuente a televisión -limpio de cortes publicitarios, sólo dos minutos de anuncios en hora y media- no consiguió pasar del tercer puesto.
Con 2.829.000 espectadores y un 14% de cuota de pantalla, Buenas noches y Buenafuente dejó a Antena 3  por detrás de Un pequeño cambio, La película de la semana de La 1 (3.545.000 y un 17,7%) y Aída, en Telecinco (3.364.000 y 16,3%).
En cuanto al promedio del prime time, Antena 3 (11,8%) también quedó en tercer lugar, por detrás de La 1 (15,7%) y Telecinco (13,2%).