Pedro J. Ramírez asegura que el Gobierno le vigila y controla

Pedro J. Ramírezmediaset.es

.

El director del diario El Mundo, Pedro J. Ramírez, ha afirmado este viernes que se siente "controlado constantemente" por un "mecanismo de vigilancia y seguimiento" organizado por el Gobierno desde que se empezaron a publicar en El Mundo "elementos documentales" relacionados con el caso Bárcenas. En declaraciones a Cuatro recogidas por Europa Press, el periodista ha pedido públicamente al Gobierno y al presidente del Ejecutivo, Mariano Rajoy, que "haga el favor de desmontar el mecanismo de vigilancia y seguimiento policial que está organizado" en torno a él, a su domicilio y a los restaurantes a los que acude.
Este dispositivo, ha señalado, "está limitando" su capacidad de movimiento y su ejercicio del "derecho a la información", y por ello, ha solicitado a Rajoy que "dé una orden a sus subordinados" para que se "desactive".
Según Ramírez, la vigilancia ha ido "in crescendo". "Al principio eran episodios que podían parecer casuales pero luego se han ido concatenando sistemáticamente", ha señalado argumentando que no hay vez que entre en un restaurante y que no traten de fotografiarle.
En esta línea ha explicado que siente esta persecución desde que El Mundo empezara a publicar elementos documentales e informaciones de interés para la opinión pública con respecto al caso Bárcenas.
Además, ha asegurado que el dispositivo está "detectado" por el equipo de seguridad del periódico, puesto que "hay matrículas, hay motociclistas con cámaras en los cascos y personas que casualmente" se encuentran a su paso.
"Tenemos elementos que estamos investigando para tratar de ver exactamente qué cuerpo de seguridad está realizando esta tarea" ha manifestado y ha añadido que, en el caso de estar realizando labores relacionadas con la seguridad del Estado, que "lo expliquen".
En este sentido, el director ha recalcado que si esas fotografías aparecen en un medio de comunicación, no se llevará "una sorpresa", porque sabe que le están persiguiendo y que no se trata de "ser paranoico".