Concentraciones por la libertad de Javier Espinosa y Ricardo García

Javier Espinosa y Ricardo Garcíamediaset.es

.

Diversas asociaciones de periodistas y medios de comunicación han convocado para el próximo martes, día 18 de marzo, a las 12.00, una concentración en Madrid por la liberación de los periodistas españoles Javier Espinosa, enviado especial de El Mundo, y el fotógrafo freelance Ricardo García Vilanova.
El acto reivindicativo tendrá lugar en las escaleras de acceso al edificio donde se encuentra el Centro Internacional de Prensa, en el número 50 de la calle María de Molina, en Madrid, donde leerá un texto el portavoz de las familias, Gervasio Sánchez.
Simultáneamente se desarrollará una acción similar ante la fachada del Col-legi de Periodistes de Cataluña (Rambla de Catalunya, 10. Barcelona).
La convocatoria está encabezada por el comité de apoyo a los secuestrados al que pertenecen la Federación de Asociaciones de Periodistas de España (FAPE) y Reporteros sin Fronteras (RSF), así como los diarios El Mundo y El Periódico de Catalunya, en cuya sección de internacional desarrolla su trabajo el periodista Marc Marginedas, liberado recientemente de una situación similar de cautiverio en este país de Oriente Próximo.
Espinosa y García Vilanova fueron secuestrados el pasado 16 de septiembre en el checkpoint de Tal Abyad, en Raqqa, cerca de Turquía, cuando trataban de abandonar Siria tras dos semanas informando sobre las consecuencias de la guerra en los civiles de la provincia de Deir Ezzor.
Los reporteros fueron capturados por miembros del ISIS, estado islámico de Irak y Siria, junto a cuatro combatientes de Ahfad al Moustapha, una de las brigadas del FSA (Free Sirian Army, en sus siglas en inglés) y que, en teoría, debería haberles proporcionado protección.
Los sirios terminarían siendo liberados 12 días después, pero no fue el caso de los españoles.
Desde 2013, según los datos de Reporteros Sin Fronteras (RSF), un total de 49 periodistas han sido secuestrados en Siria. A día de hoy hay alrededor de una treintena secuestrados, de ellos once son extranjeros --seis europeos, cuatro franceses y dos españoles--, y el resto sirios.