La BBC usa "escudos humanos" para un reportaje en Corea del Norte

John Sweeneymediaset.es

.

Una importante universidad británica ha criticado a la cadena BBC por colarse en un viaje académico a Corea del Norte para realizar en secreto un documental. La universidad le acusa de poner en peligro a los estudiantes, que no eran conscientes de los planes.
El centro educativo London School of Economics (LSE) ha revelado que tres periodistas de la BBC -entre ellos el respetado reportero John Sweeney- participaron en un viaje de estudiantes a finales de marzo, haciéndose pasar por turistas, para grabar un documental sobre el aislado país.
En su momento la universidad explicó a los estudiantes que les acompañaría "un periodista", pero no se había puesto de manifiesto que el objetivo de la BBC era utilizar la visita para grabar un documental secreto para Panorama, el programa de actualidad de referencia de la cadena.
"No fue un viaje oficial de la LSE", ha publicado en Twitter Craig Calhoun, director de la escuela. "Personas que no son estudiantes y la BBC lo organizaron y utilizaron la sociedad para reclutar a algunos estudiantes".

Alex Peters-Day, secretario general de la unión de estudiantes de la LSE, ha explicado a Sky News que a los estudiantes solo se les dijo que la intención de la BBC era grabar una película secreta en una etapa muy tardía, y que una estudiante ha revelado que solo se les informó cuando estaban en el avión de camino a Corea del Norte. La BBC utilizó a los estudiantes como "escudos humanos", ha añadido.
La universidad ha agregado que Sweeney, quien se graduó en la LSE en 1980, se hizo pasar por un estudiante de doctorado en historia en la universidad para poder entrar al país pese a que actualmente no guarda relación con la institución.
"El equipo de la cadena BBC ha admitido que el grupo fue engañado deliberadamente acerca de la participación del canal en la visita", ha explicado la universidad en un correo electrónico dirigido a su personal y estudiantes, y que ha difundido también a los medios de comunicación.
"La opinión de la LSE es que no se dio suficiente información a los estudiantes como para permitir su consentimiento, y habrían estado en serio peligro si el subterfugio hubiera sido descubierto antes de su salida de Corea del Norte", ha agregado.
El presidente de la LSE ha pedido a la BBC que retire el documental, que está previsto que se emita el lunes, pero el director general de la cadena se había negado.
Sweeney ha admitido que mintió a la agencia gubernamental de Corea del Norte, que les ayudó a organizar la visita, pero ha defendido las acciones de la BBC.
"Lo que la LSE ha estado haciendo es decir cosas inexactas desde nuestro punto de vista", ha explicado Sweeney a BBC TV. "Están poniendo palabras en la boca de los estudiantes. La mayoría de los estudiantes apoyan este programa", ha añadido.
Ceri Thomas, director de programas de noticias de la BBC, ha aclarado que se informó a los estudiantes dos veces sobre los posibles peligros de tener a un periodista en el viaje, pero no fueron informados de los planes de la emisora de grabar un documental secreto porque les hubiera situado en una posición peor si el equipo de la BBC hubiera sido descubierto.