Anna Wintour rompe con Mario Testino, acusado de abusos por modelos masculinos

El fotógrafo Mario Testino y la directora de la revista 'Vogue', Anna Wintour.El fotógrafo Mario Testino y la directora de la revista 'Vogue', Anna Wintour.

'Vogue' dejará de colaborar con el fotógrafo peruano amigo de la fallecida Diana de Gales y con Bruce Weber, señalados como autores de tocamientos y masturbaciones a hombres que posaron para ellos.

La ola que empezó en la industria del cine ha llegado al mundo de la moda. Los fotógrafos Mario Testino -amigo de celebrities como Naomi Campbell, Madonna o la fallecida Diana de Gales- y Bruce Weber han sido acusados de presuntos abusos sexuales a modelos masculinos, según ha publicado The New York Times
Anna Wintour, directora de la revista Vogue, para la que colaboran ambos fotógrafos, ha emitido un comunicado en el que asegura que dejarán de trabajar para la cabecera hasta que no se aclaren los casos de abusos sexuales: "Se han hecho acusaciones contra Bruce Weber y Mario Testino, historias que han sido difíciles de escuchar y desgarradoras de afrontar. Ambos son amigos personales que han realizado contribuciones extraordinarias a Vogue y muchos otros títulos de Condé Nast durante años, y los dos han emitido objeciones o negaciones sobre lo publicado. Creo firmemente en el valor del remordimiento y el perdón, pero tomo las acusaciones muy en serio y en Condé Nast hemos decidido suspender nuestra colaboración con ambos fotógrafos a la espera de que se aclaren los hechos pronto", asegura la directora.
Las reacciones no han tardado en aparecer y los abogados de ambos se han mostrado consternados y muy sorprendidos por la noticia, y así lo han hecho saber en un comunicado: "Estoy completamente conmocionado y entristecido por las escandalosas afirmaciones que se han hecho en mi contra, algo que niego rotundamente", defiende Mario Testino.
El peruano Testino, de 63 años y con más de 40 años de trayectoria profesional, ha sido acusado por 13 modelos que trabajaron con él, los cuales aseguran que fueron sometidos a situaciones de índole sexuales, que llegaron a tocamientos y masturbaciones.
Weber ya ha sido acusado con anterioridad por este tipo de escándalos. En esta ocasión, han sido 15 los modelos que han asegurado que el fotógrafo ha tenido comportamientos sexuales coercitivos con ellos.