Prisa firma la refinanciación de su deuda de 3.537 millones con 35 bancos

.

Prisa ha firmado la refinanciación de toda su deuda (3.537 millones al cierre del tercer trimestre de 2011) con un total de 35 bancos, lo que supone un apoyo al proceso de transformación de la compañía y pone de relieve la confianza en su futuro, según ha informado el grupo a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).
La compañía prevé culminar el proceso en los próximos días, una vez que alguna de las entidades acreedoras extranjeras remita los poderes originales, lo que no ha podido formalizarse aún por ser festivo lunes y martes en Reino Unido.
Con la firma de este proceso se ponen en marcha los mecanismos de conversión de warrants por parte de Timón, socio de referencia de Prisa, Martin Franklin y Nicolas Berggruen, que suscribirán así nuevas acciones de la sociedad por importe de 150 millones de euros, a un precio de dos euros por acción.
"La flexibilidad financiera proporcionada por la nueva estructura permitirá a Prisa concentrarse en el desarrollo de sus negocios y en el proceso de transformación en el que se encuentra inmersa, con especial énfasis en las tecnologías digitales", ha subrayado la compañía.
La refinanciación de la deuda incluye a los bancos presentes en un préstamo sindicado suscrito en 2006 (1.393,7 millones a diciembre de 2010), a los titulares del crédito puente (1.553.3 millones) y del subordinado (134 millones), suscritos en 2007, así como a los que mantienen préstamos bilaterales.
De este modo, el préstamo sindicado de 2007 se transforma en un préstamo con vencimiento el 19 de marzo de 2014. No obstante, en función del cumplimiento de ciertos hitos, como por ejemplo la emisión de un bono, podrá prorrogar su vencimiento hasta el 19 de diciembre de 2014.
Así, el vencimiento del crédito puente, que no dispone de amortizaciones parciales, y los créditos bilaterales se extienden hasta el 15 de enero de 2015, y, también en función den los citados hitos, podrá alargarse hasta el 19 de septiembre de 2015. El subordinado llegará igualmente hasta septiembre de 2015, cuando se den las condiciones de extensión de los otros préstamos.
El presidente de la Comisión Ejecutiva y consejero delegado de Prisa, Juan Luis Cebrián, ha expresado su satisfacción por el acuerdo y ha agradecido el trabajo realizado a las entidades acreedoras y a los equipos de la empresa, liderados por el consejero delegado adjunto, Fernando Abril Martorell.
En este sentido, ha destacado que los resultados del Grupo "siguen y seguirán" demostrando la solidez de todas sus empresas y su capacidad de continuar generando beneficios. "El apoyo de nuestras entidades crediticias es consecuente con los esfuerzos realizados por los accionistas, ejecutivos y empleados de la compañía en orden a consolidar definitivamente ésta como uno de los mayores conglomerados de información, educación y entretenimiento en español y portugués", ha asegurado.
Hace un año Prisa anunció una primera reestructuración financiera que incluía varias operaciones de incorporación de socios en sus empresas y ampliación de capital, mediante la venta de participaciones minoritarias en algunas compañías y la entrada de nuevos accionistas en la matriz.
Así, DLJ South American Partners adquirió el 25% de Santillana; Telefónica y Mediaset España el 22% de Digital+ cada una, y Miguel Pais do Amaral el 10% de Media Capital. También se produjo la venta de Cuatro a Telecinco a cambio del 17,3% de la nueva compañía de fruto de la fusión, Mediaset España.
La entrada de capital se produjo a través de un vehículo inversor llamado Liberty Acquisition Holdings Corp., que reunía un amplio grupo de inversores de alto potencial que entraron en la compañía como accionistas minoritarios e independientes a través de un intercambio de acciones entre ambas sociedades.
La suma de estas operaciones supuso una entrada de efectivo cercana a los 2.000 millones de euros en Prisa, lo que permitió una reducción muy significativa del nivel de apalancamiento financiero, según ha destacado la compañía.