"No me gusta que me cuelguen noviazgos con gente que pasaba por la calle"

Álex González y Amaya Méndezmediaset.es

.

No le ha metido en un lío, porque ahora no tiene pareja. Pero "no me gusta que me cuelguen noviazgos con gente que pasaba por la calle". Así de rotundo, Álex González ha desmentido tener algo que ver con la entrenadora personal Amaya Méndez. En declaraciones al diario ABC, el protagonista de El Príncipe ha matizado: "No es mi entrenadora ni mi novia. La he visto una vez en la vida. Ese beso duró no más de tres segundos, no lo voy a negar, pero el resto de la historia es falso".
Hace unas semanas, los papparazzi pillaron a González y Méndez, despidiéndose muy cariñosos dentro de un coche. Y, según se puede leer entre líneas, el actor sospecha que no todo fue tan espontáneo.
"Esta mujer me contactó por Instagram para darme una sesión. Quedamos, me dio una clase de nutrición y me llevó en su coche al mío".
Álex González está centrado en su trabajo para la segunda y última temporada de El Príncipe.
Algunas tramas de esta serie de Telecinco tratan el asunto del yihadismo, ante lo que comenta: "Hay que ser respetuoso y saber diferenciar el terrorismo de la religión, una franja que si no estás bien informado puede parecer muy fina".
Sobre sus proyectos de futuro, confiesa que le gustaría interpretar a un drag queen: "Es un papel completamente diferente, para investigar otros registros".