Charlie Sheen culpa de todo a su adicción a una crema con testosterona

Charlie Sheenmediaset.es

.

Charlie Sheen acudió al show televisivo del doctor Oz para culpar a la crema con testosterona a la que estaba enganchado como la causante de su errático comportamiento en el año 2011, cuando fue despedido de la comedia Dos hombres y medio.
"Ése es un momento de mi vida en el que me sentí como fuera de mi cuerpo. Estaba completamente desconectado de la realidad. Durante gran parte de ese período me sentí como un superhumano. Tenía un montón de subidas y bajadas. Utilizaba un montón de crema con testosterona y creo que me pasé con ella", dijo el intérprete de 50 años al presentador.
Hace casi cinco años, la estrella televisiva salió despedido de la comedia de CBS, que le había convertido en el actor mejor pagado de Hollywood.
Sus insultos a los creadores de la serie, como el ataque directo que protagonizó contra Chuck Lorre -al que llegó a demandar en los tribunales reclamándole 100 millones de dólares (90 millones de euros)-, provocaron su salida inmediata de la producción y, a partir de ese momento, llegó su caída a los infiernos.
Además, el hijo de Martin Sheen admitía el pasado mes de noviembre en el espacio Today (NBC) que fue por aquella época cuando se contagió del VIH.
La confesión pública del actor en televisión disparó las búsquedas en Google relacionadas con la enfermedad. Así lo avalaba un estudio de la Universidad de San Diego, en el que se asegura que la declaración de Sheen provocó el mayor número de búsquedas ligadas al VIH en Estados Unidos, casi tres millones en los días posteriores a su controvertido testimonio.
"Aunque nadie debería ser forzado a revelar el estado de su VIH -y todos los diagnósticos son trágicos-, la revelación de (Charlie) Sheen puede beneficiar a la salud pública, potencialmente ayudando a muchas personas a aprender más sobre la infección por VIH y su prevención", escribió el catedrático de Salud Pública John W. Ayers.