La dieta (involuntaria) de Kim Kardashian para desfilar en la gala Met

Kim Kardashian en la Gala Met 2016mediaset.es

.

El dicho de que "no hay mal que por bien no venga" le viene como anillo al dedo a Kim Kardashian. La celebridad de 36 años acaba de padecer una gripe que le ha hecho perder tres kilos, un lance inesperado que ha acelerado su proceso de adelgazamiento de cara a la próxima gala Met.
La esposa de Kanye West confirmó en su cuenta de Twitter que la enfermedad ha resultado ser la mejor dieta. "Muy feliz porque ha llegado a tiempo para la Met #treskilosmenos", confesó la estrella televisiva.
La hija de Kris Jenner confirma así su presencia en el evento de la moda más importante de los que se celebran en Nueva York. Será el lunes 1 de mayo cuando desfilarán los invitados con sus mejores galas en el Museo Metropolitano de Arte.
Se han desvelado escasos detalles de esta edición, dedicada a la diseñadora y arquitecta Rei Kawakubo, fundadora de la marca Comme Des Garçons, que tendrá como anfitriones a Pharrell Williams, Katy Perry y la editora de Vogue USA, Anna Wintour.
Ivanka Trump, que era una de las asiduas VIP en la alfombra roja de esta gala -fue una de las más elegantes de 2016 con un Ralph Lauren-, será la ausencia más sonada de este año. La hija asesora del presidente, Donald Trump, ha declinado la invitación de Anna Wintour para poder cumplir con sus funciones y apretada agenda.
Ivanka Trump posando en la Gala Met 2016
Según Page Six, la hija del presidente tiene su agenda de trabajo en la Casa Blanca completa y no podrá atender el evento más importante para la moda en la Gran Manzana.
La "primera hija", tal y como la han apodado desde los medios estadounidenses por cumplir las funciones de Melania, genera controversia y críticas con cada uno de sus movimientos, por lo que en esta ocasión ha decidido abandonar la vida social y faltar a la cita con celebrities y diseñadores.
Desde diferentes medios aseguran que la presencia de muchos de los rostros famosos que apoyaron a la contrincante de su padre, Hillary Clinton, sería otro de los motivos de esta decisión.
Entre ellos, los coanfitriones de la fiesta, Katy Perry y Pharrell Williams.