El sintecho de Miley Cyrus en los MTV Music Awards, en busca y captura

Miley Cyrus y Jesse Heltmediaset.es

.

El pasado domingo, un joven rubio de ojos azules dejó atónita a la audiencia de los MTV Video Awards al recoger en nombre de Miley Cyrus el premio a mejor vídeo del año por Wrecking Ball. La sorpresa fue aún mayor cuando el chico comenzó su discurso, en el que se identificaba como indigente. Ahora se ha sabido que la policía del estado de Oregón, en Estados Unidos, tiene una orden de búsqueda contra este joven.
El acompañante de Cyrus, Jesse Helt, de 22 años, fue arrestado en 2010 por irrumpir en el apartamento de un hombre al que acusaba de haberle vendido marihuana de mala calidad.
Tras declararse culpable, Helt fue condenado a 30 días de prisión y fue puesto en libertad condicional. La orden de arresto fue emitida después de que la incumpliera.
La prensa va averiguando más cosas sobre Jesse. El joven pertenece a la fundación My Friends Place, en funcionamiento desde 1998, y centrada en ayudar a los jóvenes que están en la calle en Hollywood. Hace algunas semanas la cantante de Wrecking Ball visitó la fundación y se sintió muy conmovida al escuchar los relatos de varios chicos que acudían a la fundación. Por ello, no dudó en pedirle a Jesse que le acompañara a los MTV Music Awards.
"Hola, mi nombre es Jesse y estoy aceptando este premio en representación de los 1,6 millones de jóvenes sin hogar que están hambrientos, perdidos y tienen miedo por su vida en este momento". Con estas palabras y manos temblorosas comenzó el discurso que leyó en la gala del domingo.
"Y lo sé porque soy una de esas personas. He sobrevivido en albergues de toda la ciudad, he limpiado sus cuartos de hoteles, he sido un extra en sus películas, he sido un extra en sus vidas. Aunque haya sido invisible para ustedes en las calles, tengo muchos sueños iguales a los que les trajeron aquí esta noche. Los Ángeles, como capital de estudios, tiene la población sin techo más grande de Estados Unidos, la industria de la música va a hacer más de 7.000 millones de dólares este año y fuera de estas puertas hay 54.000 seres humanos que no tienen un lugar que llamar hogar. Si quieren hacer un cambio poderoso en el mundo en este momento, por favor, únanse a nosotros y visiten la página de Facebook de Miley. Un sueño que sueñas es solo eso, pero un sueño que soñamos juntos es realidad. Muchas gracias por su tiempo".
Unas palabras sinceras y emotivas que dejaron mudo al público mientras Miley Cyrus no paraba de llorar.