Andy Wachowski cambia de sexo cuatro años después que su hermana Lana

Andy Wachowski y Lanamediaset.es

.

Andy Wachowski se llamará a partir de ahora Lilly. El director de Matrix y productor de la serie de Netflix Sense8, en la que actúa Miguel Ángel Silvestre, ha anunciado públicamente su cambio de género y su nuevo nombre. Andy sigue así los pasos de su hermana, Lana (nacida Laurence), que hizo su primera aparición pública como mujer en julio de 2012.
En su declaración, Lilly dice que fue casi marginado por los medios varias veces durante el año pasado. "En respuesta a esta amenaza de salida pública (del armario) en contra de mi voluntad, me había preparado una declaración que era una parte de pis, una parte de vinagre y 12 partes de gasolina", escribía la responsable de Sense8.
"Así que sí, soy transgénero", dice el comunicado. "Y sí, he hecho la transición. La mayoría de la gente en el trabajo lo sabe también. Y todo el mundo lo lleva bien. Sí, gracias a mi fabulosa hermana que lo hizo antes, pero también porque es gente fantástica. Sin el amor y el apoyo de mi mujer, amigos y familia no estaría donde estoy hoy", admite el responsable de El destino de Júpiter.
Lilly confirmó que un reportero de The Daily Mail se acercó a su casa y le presionó para que diera la exclusiva de su transición. A pesar de la violación de su privacidad, Lilly dice que se siente afortunada por "tener el apoyo de mi familia y los medios para pagar los médicos y terapeutas que me han dado la oportunidad de sobrevivir en este proceso".
Andy Wachowski y Lana
"Mi hermana Lana y yo hemos evitado en gran medida a la prensa. Me parece frustante y tedioso hablar de mi arte y de una experiencia totalmente mortificante. Sabía que en algún momento tendría que salir públicamente. Sabes, cuando uno vive como una persona transgénero... es un poco difícil ocultarlo. Simplemente quería. Necesitaba un poco de tiempo para tener mi cabeza en su sitio, sentirme cómoda", añadía en el comunicado la guionista.
Lilly también agregó que siente que las palabras trans y transición perdieron su complejidad en la "asimilación de todo el proceso". "Mi realidad es que he estado haciendo la transición y continuaré la transición toda mi vida, a través del infinito que existe entre hombre y mujer como lo hace en la infinidad que hay entre el binario de cero y uno", concluyó la directora.