El sheriff de Coslada quiere detener su miniserie en TVE

.

Dramatizar un suceso todavía sin juzgar acaba levantando ampollas. Si en marzo del año pasado, era la familia de Miguel Grima -alcalde de Fago (Huesca) asesinado por un vecino- el que pedía al juez la suspensión de la miniserie de TVE, ahora ha sido el Ayuntamiento de Coslada y los agentes de la Policía Local imputados en la Operación bloque quienes han acudido a los tribunales para que La 1 no estrene el próximo martes un telefilme sobre el asunto.
Según el primer edil, Ángel Viveros, El Bloke. Coslada cero "puede reabrir heridas y ofrece una imagen distorsionada y degradante de la ciudad" y acusa a la producción de El Mundo TV -también responsable de Fago- de "crear alarma social".
Viveros, que ha comparecido en rueda de prensa acompañado por sus socios de Gobierno, ha señalado que el Ayuntamiento ha recibido "un aluvión de quejas de los vecinos". La Corporación ha tachado de "cínico" al equipo directivo de la cadena pública porque se escuda en que es una serie de ficción "cuando el propio título hace referencia a la ciudad y se basa en informaciones periodísticas". 
Además, ha destacado que hay un proceso judicial que no ha concluido y que, por lo tanto, se debe respetar la presunción de inocencia de todos los imputados, y se ha llegado a pedir el "cese inmediato" del presidente de RTVE, Luis Fernández.
Televisión Española ha respondido que la tv-movie "en ningún momento cuestiona el papel de la policía", y que la ciudad, las instituciones y su población son tratadas "con respeto", ya que son ajenas a la trama.
Una hora antes del alcalde, Ginés Jiménez -ex jefe de la Policía Local, principal imputado del caso, y conocido como el sheriff de Coslada- ha reunido a los medios de comunicación para anunciar la presentación ante el Juzgado de Instrucción de tres escritos solicitando la paralización de la emisión de la serie, para que no afecte a la presunción de inocencia de los detenidos.
Jiménez ha manifestado su temor a que la serie se base en el atestado policial que dio lugar al caso Bloque y que, en su opinión, es un "linchamiento corporativo" contra los imputados.
A media tarde del viernes, TVE no había recibido ninguna notificación al respecto.