La televisión china levanta la tarjeta roja al fútbol

La televisión estatal china , que a finales del año pasado decidió no retransmitir más partidos de la liga nacional de fútbol ante la proliferación de violentas peleas en los terrenos de juego, ha decidido conceder un "indulto" a los jugadores y volverá a llevar sus cámaras a los partidos.
Según han informado la propia televisión y la Asociación China de fútbol (ACF), la liga será nuevamente retransmitida a partir del inicio de la competición, el 21 de marzo (en el país asiático el torneo se juega de marzo a noviembre).
La decisión da marcha atrás a la tomada en noviembre, cuando  decidió dejar de emitir partidos ante la incesante aparición de peleas en los campos, unidos a escándalos por compra de partidos y árbitros. La gota que colmó el vaso fue un rifirrafe entre los jugadores de los principales clubes de Pekín y Tianjin, en el mayor duelo del norte de China. CCTV
Los aficionados chinos hace años que han dado la espalda al fútbol nacional, y siguen por televisión con mucha más asiduidad los encuentros de las ligas europeas, pese a que éstos se emitan a veces a horas intempestivas de la madrugada.