El Tribunal de Cuentas enmienda la gestión de Oliart en RTVE

Alberto Oliartmediaset.es

.

El Tribunal de Cuentas ha encontrado irregularidades en la política retributiva a algunos directivos de TVE durante el periodo 2010 y 2011 -ejercicios en los que la Corporación fue presidida por Alberto Oliart- y ha achacado a la pública falta de control sobre los contratos con productoras externas en el mismo periodo. Asimismo, recomienda al Gobierno que promueva una modificación de la ley de financiación de RTVE.
Son algunas de las conclusiones que se desprenden del Informe de Fiscalización de la Corporación RTVE y sus sociedades correspondiente a 2010 y 2011, que aprobó el pleno del Tribunal de Cuentas el 30 de enero. Asimismo, el tribunal señala "importantes incumplimientos de la legislación vigente" en la política de contratación de personal temporal.
En cuanto a la política retributiva de los directivos durante el periodo analizado, el organismo señala que, teniendo en cuenta que RTVE cerró 2010 con unas pérdidas de 47,1 millones de euros, "no parece razonable" que se aprobaran para los directivos "retribuciones variables entre el 15 y el 20%", siendo el 20% la comisión máxima aplicable.
Asimismo, señala que "al menos tres directivos externos" que se incorporaron a RTVE en 2010 "vieron actualizadas indebidamente sus retribuciones en un 6,2%". Igualmente, la corporación no calculó correctamente la actualización del salario de otro directivo, al que se le subió el sueldo un 6,2%, en lugar del 2,75% que le correspondía.
Unas irregularidades que también aprecia el tribunal en el cesa de otro grupo de directivos. Así, señala que "las indemnizaciones abonadas por CRTVE por el cese de 20 directivos contratados en 2010 y de seis en 2011 incurrieron en numerosos incumplimientos", que han supuesto que el gasto derivado de las extinciones contractuales -que ascendió a 842.000 euros en 2010 y 261.000 euros en 2011- haya sido "muy superior al que hubiera correspondido".
Por otro lado, el Tribunal de Cuentas achaca a RTVE falta de control durante el periodo sobre las productoras externas que contrataba. Así, afirma que, pese a que todos los contratos de producción incorporaban una cláusula que permitía que CRTVE auditara, por sí mismo o a través de terceros, el desarrollo del programa contratado, "este procedimiento de control no se ha utilizado en ningún caso, lo que ha supuesto un debilitamiento del control interno".
En este sentido, destaca que la productora sólo debía justificar "algunas partidas del presupuesto que, con carácter previo se establecían en los contratos y, además, en estos casos, no se requería la acreditación de los pagos realizados por la productora". Todo ello, a juicio del tribunal, "pone de manifiesto un deficiente control interno por CRTVE".
Por todo ello, aconseja "potenciar los procedimientos de control de la producción contratada con terceros con objeto de optimizar la eficiencia en sus gastos". Igualmente, considera que RTVE debería establecer procedimientos directos y verificables para acreditar que el uso de recursos ajenos "únicamente se efectúa en aquellos casos en los que no se disponga de recursos propios".
En total, en 2011 la producción de programas costó a RTVE 205,9 millones de euros, un 4,97% menos que el ejercicio anterior. De esta cifra, 124,5 millones de euros corresponden a gastos externos (6,37% menos que en 2010). La mayor partida de gastos externos fueron para compras de programas, 90,4 millones de euros (un 15,04% más) y a productoras, 16,5 millones de euros (un 53,2% menos que en 2010).
Sumando a este gasto en producción de programas el coste de la producción ajena, 89,51 millones de euros (6,6% menos); derechos de antena, 33 millones de euros (16,1% menos); producción deportiva, 187,9 millones de euros (7,72% más) y la producción informativa, 185,2 millones de euros (5% menos), la facturación de programación de la pública en 2011 se elevó hasta 701,56 millones de euros.
En otro orden de temas, el Tribunal Constitucional avisa de que la actual Ley de Financiación de RTVE "desincentivó" la obtención de ingresos comerciales "al minorar la subvención aportada por el Estado minorada en la misma cuantía que los ingresos que excedieran el coste del servicio público" y recomienda al Ejecutivo que "estudie y promueva" una modificación de la ley "con objetivo de que incentive la obtención de los ingresos comerciales autorizados en la legislación vigente".
En su informe, el Tribunal de Cuentas también advierte de "importantes incumplimientos de la legislación vigente" en materia de contratación de personal temporal e indica que la pública ha incumplido el límite máximo de 6.400 trabajadores en los años 2010 y 2011, al haberse incrementado la contratación de personal, pese a que el número de directivos ha disminuido en un 29% a partir de 2009.
Asimismo, el organismo reprocha que, durante los ejercicios fiscalizados, no se haya evaluado el deterioro de los terrenos e inmuebles de RTVE. También advierte que hay un total de 57 inmuebles, con un valor de 410,9 millones de euros, que no están inscritos en el registro de propiedad y que figuran inscritos a nombre de un tercero, así como que entre un 24 y un 40% de los elementos del inventario presentaban diversas incidencias.
Por otro lado, el organismo ha encontrado gastos no justificados en las corresponsalías, como estancias en hoteles de cuatro o cinco estrellas, cuando el régimen normal de alojamiento era de hotel de tres estrellas, por lo que recomienda "actualizar y unificar la normativa interna".