Las redes sociales 'revientan' el compromiso de Kanye West y Kim Kardashian

.

El pasado 21 de octubre Kanye West pidió matrimonio a Kim Kardashian ante la atenta mirada de miles de personas en el estadio de los Giants AT&T Park en San Francisco. La proposición fue grabada en exclusiva para el reality que protagoniza la futura esposa con su familia, Keeping up with The Kardashian, pero no pudieron evitar que el momento fuera grabado y difundido por la red.
En su momento, la pareja interpuso una demanda contra Chad Hurley, cofundador de YouTube, por grabar y difundir la proposición del cantante a su novia que ahora, ha sido admitida a trámite por un juez. A pesar de los intentos por parte de Harley de que desestimaran la causa alegando que atenta contra su libertad de expresión, el proceso seguirá adelante.
El vídeo de 150 segundos de duración fue publicado en el portal MixBit, propiedad de Chad Hurley, y en cuanto los recién prometidos se dieron cuenta, emprendieron acciones legales. El demandado respondió en su día que nadie le había dicho que no estaba permitido grabar dentro del estadio. Sin embargo, el juez decretó el 18 de marzo que en el documento que firmó antes de entrar en el recinto se podía leer claramente la palabra "confidencial".
La pareja reclama una compensación por daños y perjuicios a Hurley y a su compañía. Además, el portal TMZ publica que Hurley podría enfrentarse también a cargos por fraude tras aceptar el juez las alegaciones que Kim y Kanye han vertido sobre la actitud "impropia" que ha mantenido el el cofundador de la plataforma de Google hacia el caso.