Esta es Kuhli, una de las 4.400 menores refugiadas en un campo del norte de Etiopía

Esta es Kuhli, una de las 4.400 menores refugiadas en un campo del norte de Etiopíamediaset.es

La situación de los menores que viven en los campos de refugiados al norte de Etiopía es muy poco conocida. Kuhli es una de esos niños que perdió su infancia y que hoy lucha por encontrar un futuro mejor. 

Un 34% de los menores no acompañados que viven en los campos al norte del país provienen de Eritrea, un lugar donde la violación de los Derechos Humanos es constante: los niños son tratados como esclavos y con 14 años son forzados a inscribirse al servicio militar obligatorio, donde pasarán gran parte o la totalidad de su vida. Por ello, muchos padres pagan a mafias para que saquen a sus hijos del país y sean llevados a países cercanos como Etiopía, que se sitúa en el segundo puesto en acogida de refugiados en África. Uno de estos menores refugiados es Kuhli.
Kuhli fue secuestrada por una red criminal de trata de seres humanos en Eritrea con tan solo 16 años. Los traficantes la abandonaron en mitad del desierto de Sudán y fue rescatada por una familia que la trasladó hasta el campo de refugiados de ACNUR en la región de Tigray, Etiopía. Tras estas atrocidades, Kuhli ha conseguido volver a sonreír gracias al baloncesto.
Desde '12 Meses' junto a ACNUR y Jesús Vázquez hemos lanzamos #Menoresbienacompañados una campaña para concienciar a la sociedad de la cruda situación a la que tienen que enfrentarse estos niños obligados a crecer de golpe. Asistencia, formación y apoyo psicológico son algunas de las necesidades que tienen que cubrir, ¿quieres ayudarles? #Creaunfuturo
Conoce también a Tekille, un niño que, como Kuhli, es un refugiado eritreo sin acompañar.