Facebook controlará 'fake news' desde Barcelona

Torre Glòries de Barcelona.Torre Glòries de Barcelona.

La austriaca Competence Call Center (CCC) alquila ocho plantas de la antigua Torre Agbar -que acaba de ser descartada como sede de la Agencia Europea del Medicamento (EMA)-, donde medio millar de personas trabajarán para supervisar las noticias difundidas en la red social creada por Mark Zuckerberg.

Facebook ha elegido Barcelona para poner en marcha un centro de control de noticias falsas, que se ubicará en las plantas que ha alquilado la empresa austriaca Competence Call Center (CCC) en la Torre Glòries, según han informado fuentes cercanas.
CCC ha alquilado una superficie de 9.000 metros cuadrados repartidos en ocho plantas del edificio barcelonés, la antigua torre Agbar. Un inmueble emblemático de la Ciudad Condal diseñado por Jean Nouvel y actualmente propiedad de la socimi Merlín Properties.
La firma trabajará para la red social fundada por Mark Zuckerberg, replicando un modelo que ya ha llevado a cabo en Alemania, donde cuenta con un centro de control de contenidos para Facebook, tal como adelanta el diario Cinco Días en su edición del lunes 7 de mayo.
En esas ocho plantas se instalarán 500 personas de CCC, un número prácticamente idéntico al de la instalación alemana de esa compañía en Essen para Facebook.
De hecho, CCC ya publica en su página de Internet una treintena de ofertas de trabajo para cubrir vacantes en Barcelona, entre las que figuran directores de operaciones, relaciones humanas y calidad, entre otros.
La torre, con una superficie bruta de 37.614 metros cuadrados y 34 plantas, tras ser descartada como sede de la Agencia Europea del Medicamento (EMA), se ha concebido como un espacio multiinquilino para albergar oficinas.
El edificio, que está vacío desde 2015 tras trasladarse Agbar a la Zona Franca de Barcelona, pasa por obras de rehabilitación y se prevé que esté completamente operativo el 19 de mayo.
CCC ha alquilado los primeros metros cuadrados de esta nueva fase del edificio, en una operación que contó con la consultora inmobiliaria Engel & Völkers como intermediaria.