La publicidad en televisión aporta el 21,3% de los compradores de una marca

La Junta Directiva de UTECA junto al Rey Felipe VI (centro), en Zarzuela el pasado 20 de noviembre durante la celebración del 20 aniversario.La Junta Directiva de UTECA junto al Rey Felipe VI (centro), en Zarzuela el pasado 20 de noviembre durante la celebración del 20 aniversario.

Un estudio realizado por Deloitte y las cadenas comerciales asociadas en Uteca evidencia la "robustez" del medio, que es el "principal elemento de entretenimiento audiovisual" para los ciudadanos así como el "principal soporte" para los anunciantes.

El director general de la Unión de Televisiones Comerciales en Abierto (Uteca), Andrés Armas, se ha mostrado tranquilo en relación con la aprobación del Plan Nacional de Televisión Digital Terrestre (TDT) en el marco del segundo dividendo digital, por el que las cadenas deberán migrar de frecuencias para el despliegue de la tecnología 5G y apagarse en la banda de los 700 MHz antes de junio de 2020.

"Las noticias oficiosas de las que dispongo dicen que la consulta pública es inminente. Si ésta tiene, como parece razonable suponer, un par de semanas al menos para que se den respuestas de los distintos agentes, habrá que suponer que antes de que termine febrero el plan técnico será una realidad. Motivos para estar nerviosos todavía no hay", ha asegurado Armas.

El director general de Uteca se ha expresado así en el marco de un encuentro informativo de la patronal de las televisiones comerciales y Deloitte para presentar en Madrid un estudio que recopila la historia de la televisión privada en España en los últimos 20 años.

En su intervención, Andrés Armas ha defendido que la televisión tradicional "tiene todavía una cierta robustez" y es el "principal elemento de entretenimiento audiovisual" para la población, exceptuando el grupo de población más joven, así como el "principal soporte publicitario".

Asimismo, el director general ha defendido que esa robustez "no impide que al mismo tiempo los radiodifusores tradicionales sean perfectamente conscientes de la fuerte emergencia" de formas de distribución audiovisual alternativas. Así, ha recordado que por este motivo son operadores de TDT y simultáneamente productores y distribuidores en otras plataformas como Netflix o HBO.

En relación con la reciente aprobación de la Directiva Audiovisual europea, Armas ha afirmado que es "altamente improbable" que en las actuales circunstancias la transposición de la normativa se produzca en esta legislatura, pero ha advertido de que en la próxima "será inevitable" que este asunto sea tomado "como tarea principal".

De este modo, el director general de Uteca ha destacado que será "un excelente pretexto" para la revisión "profunda y urgente" del marco normativo, en especial, la Ley General de Comunicación Audiovisual de 2010.

Por su parte, la socio director de Medios de Comunicación y Entretenimiento de Deloitte en España, Concha Iglesias, ha sido la encargada de presentar el documento elaborado bajo el paraguas del 20º  aniversario de la organización, así como del 30º del comienzo de la televisión privada en abierto.

Así, el documento indica que las previsiones de crecimiento de inversión publicitaria en televisión alcanzan el 7% en el periodo de 2017 a 2020, frente al incremento del 15% que se prevé se produzca en el soporte digital. Además, apunta que los anunciantes, a la hora de distribuir la inversión en campañas de forma optimizada, creen que el 64% debe destinarse a la televisión y el 9% a Internet.

Asimismo, un estudio realizado por Kantar Worldpanel15 revela que la publicidad en televisión aporta, en promedio, el 21,3% de los compradores de una marca a largo plazo. 

Respecto a la evolución de los ingresos de explotación de los operadores de televisión privada nacional en abierto, el informe señala que han pasado de los 1.195 millones de euros en el año 2000 a los 1.896 del año 2016. En el año 2017 el volumen de facturación fue superior a los 2.200 millones de euros.

En este aspecto, Cocha Iglesias ha explicado que se aprecia un mantenimiento de las cifras debido a la "fortaleza" del soporte y a la evolución de la oferta adaptada a las nuevas tendencias de consumo online, con el lanzamiento de plataformas digitales como Mitele (Mediaset España), Flooxer (Atresmedia) o la puesta en marcha de LOVEStv el pasado julio para hacer frente a los operadores internacionales OTT.

Sobre el consumo de televisión, el estudio destaca que entre 1992 y 2017 se ha registrado un incremento de consumo medio del 25%, pasando de los 192 minutos a un total de 240.

La penetración de la televisión ha pasado del 86% en 1989, al 85% en 2017. Así, Concha Iglesias concluye que la televisión continúa manteniendo su función como servicio universal, y una oferta de contenidos diversa y plural.

Finalmente, el informe apunta que a comienzos de los años 90, los operadores privados acumulaban en torno al 35,4% del total de la audiencia y a finales de la primera década de los 2000 aglutinaban el 43%. Según el estudio, los 21 canales disponibles agregaban en 2017 el 65% de la audiencia, incluyendo en el cómputo todas las tecnologías de distribución.